Natalia Mazzei Zubillaga, la diseñadora venezolana creadora de NMZ

Natalia Mazzei Zubillaga

Natalia Mazzei Zubillaga es una diseñadora venezolana que vive en Nueva York; se graduó en el Instituto de Diseño Brivil en 2011 en Caracas, Venezuela, y continúa sus estudios en el Fashion Institute of Technology (FIT) en Nueva York.

Natalia Mazzei Zubillaga profundiza su formación como diseñadora de moda

Graduada en el Instituto de Diseño Brivil en 2011, Natalia Mazzei Zubillaga reanudar su vida universitaria fuera de Venezuela para realizar un postgrado en el extranjero.

Natalia combinó agenda académica que le exigía demanda de trabajo a tiempo completo que representa su marca homónima en los Estados Unidos, a principios del año 2015.

‘’Comencé haciendo lo que pensaba que debía hacer, lo que soñaba, lo que quería; hoy siento que hago lo que se debe hacer, cumplimos los procesos de una manera más acertada’’, afirma Mazzei.

La joven venezolana obtuvo la categoría Cum Laude al obtener su título como Bachelor of Fine Arts (BFA) en Diseño de Moda en el prestigioso Fashion Institute of Technology (FIT), una de las mejores universidades de moda de Estados Unidos y del mundo.

Mazzei continúa acumulado experiencia profesional en la ciudad de Nueva York mientras trabaja en el fortalecimiento de su marca NMZ en Latinoamérica.

Natalia Mazzei Zubillaga
Fuente: www.eluniversal.com

Constancia, dedicación y perfección

La diseñadora venezolana, creadora de la marca NMZ, se ha dado a conocer no sólo en Venezuela sino también en Colombia; sin embargo su necesidad de crecimiento la llevó a continuar perfeccionando y profundizando sus conocimientos en Nueva York, ciudad sede de una de las importantes Semana de la Moda del mundo.

Tras graduarse en el Instituto de Diseño y Moda Brivil, en Caracas en 2008, Natalia inició su marca homónima. Al respecto, la joven diseñadora afirma: “Comencé haciendo lo que pensaba que debía hacer, lo que soñaba, lo que quería; hoy siento que hago lo que se debe hacer, cumplimos los procesos de una manera más acertada’’.

En 2015, continuó sus estudios fuera del país y mantenerse actualizada en las tendencias, por lo que conocería el negocio de la moda y tuvo la oportunidad de coincidir con Valentino Garavani y Albert Elbaz. También conoció a la diseñadora venezolana Carolina Herrera, mientras realizaba pasantías dentro de la reconocida firma, donde pudo conocer diversos procesos y entender el funcionamiento de los distintos equipos, especialmente los creativos en la industria de la moda.

También trabajó con la marca de ropa y accesorios para dama, Alice + Olivia, dirigida por la diseñadora Stacey Bendet.

Recientemente, Natalia culminó su recorrido académico al obtener la mención Cum Laude al titularse como Bachelor of Fine Arts (BFA) en Diseño de Moda.

Natalia Mazzei Zubillaga continuó adquiriendo experiencia profesional en Nueva York mientras fortalece su marca NMZ en Latinoamérica.

Natalia Mazzei Zubillaga
Fuente: www.eluniversal.com

Natalia Mazzei innova en el diseño con su marca NMZ

Natalia Mazzei Zubillaga es la diseñadora venezolana que, con su firma homónima, NMZ y sus colecciones, ha incorporado elementos innovadores en la moda, creando prendas ideales para destacar en la cotidianidad.

Asimismo, las piezas vibrantes de NMZ combinan perfectamente el arte y la costura, resaltando la feminidad de mujeres que quieren lucir elegantes y refinadas al vestir.

Las ex reinas de belleza del Miss Universo, María Gabriela Isler y Stefanía Fernández, han posado orgullosamente parte de las colecciones de NMZ; así como también las prendas únicas creadas bajo la la inspiración de Natalia, And honestly… We love every single part of this project!

Natalia Mazzei Zubillaga
Natalia Mazzei Zubillaga. Fuente: us.emedemujer.com

NMZ es la materialización de un sueño

En el año 2014, Natalia inaugur su firma NMZ, tras culminar sus estudios de diseño de modas en la capital venezolana. Sin embargo, tiempo después, la joven diseñadora lanzó su primera colección.

Actualmente, NMZ está establecida en Nueva York, con el fin de materializar su sueño y luego continuar sus estudios de moda en esta ciudad.

Entre sus colecciones favoritas se encuentra Paseo De Color SS18, la primera colección trabajada directamente en Colombia. Este proyecto le abrió paso al debutar en la presentación de la marca en la ciudad de Medellín durante el Colombiamoda 2017.

Colección Meu Rio – Otoño / Invierno 2018-2019

Se trata de la primera colección que se realiza para la temporada de otoño e invierno, en el cual trabaja con insumos como pieles sintéticas y terciopelo, reinterpretando las tendencias de las icónicas hombreras en las mangas, con una técnica de drapeado.

Meu Rio, está cien por ciento inspirada en la década de los ochentas y refleja la feminidad innata y con poderío que se usó back then.

Como parte de su introducción en el mercado norteamericano, NMZ estuvo presente en + Miami Coast Trade Exhibition, en 2018, en The Moore Building, en Miami Dedign District.

Actualmente, sus piezas se encuentran en Venezuela, Colombia, Panamá y está posicionándose en mercado norteamericano.

Por ello, la marca se está enfocando en las plataformas online y tiendas multimarca que acojan el diseño latinoamericano.

NMZ
Diseño de la Colección Meu Rio – Fall / Winter 2018-2019 de NMZ. Fuente: us.emedemujer.com

Referencias

https://lemontrend.com/designers/venezuelan-designer-natalia-mazzei/

https://oceandrive.com.ve/moda/natalia-mazzei-zubillaga-profundiza-en-su-formacion-como-disenadora/

https://www.eluniversal.com/sociales/74044/natalia-mazzei-constanacia-dedicacion-y-perfeccion

https://us.emedemujer.com/moda/natalia-mazzei-zubillaga-moda-venezolana/

Moai: El misterio de los gigantes de la Isla de Pascua

Moái

Moái, es como se denomina a las gigantescas estatuas monolíticas con forma humanoide que se encuentran situadas en la isla de Pascua, en Chile. Son la representación más importante del arte escultórico de la cultura Rapa Nui. Estas esculturas son el principal atractivo turístico de la isla.

La isla de Pascua, conocida como Rapa Nui en la lengua de sus habitantes, se encuentra al este de la Polinesia a 2.250 km de distancia de la la isla de Pitcairn, y a 3.747 km de la costa de Sudamérica.

En el mismo orden de ideas, la Isla de Pascua tiene una forma triangular y mide en su lado más largo tan sólo 22 km, mientras que su anchura no alcanza los 16 km.

Los primeros en llegar a la isla de Rapa Nui fueron los marineros polinesios, quienes entre el 450 y el 490 d. C., establecieron en ella una comunidad que creció y prosperó completamente aislada durante cerca de mil años.

Moái
Moái de la Isla de Pascua. Fuente: historia.nationalgeographic.com.es

Moái: Descripción de los esculturas de la Isla de Pascua

Existen más de novecientos moáis distribuidos por toda la isla. Los moais tienen una forma humanoide que comprenden la cabeza y la parte superior del cuerpo, justo por debajo de la cintura.

Estas estatuas carecen de piernas, con hombros y brazos, cuyos antebrazos aparecen en forma de relieve delante de la zona del abdomen. Los dedos de la mano son alargados y apuntan hacia un elemento de forma oval o rectangular, que bien pudiera simular el pliego de una prenda de vestir. La cara posterior de la estatua está decorada con bajorrelieves, en líneas rectas, curvas y en espiral.

El ára es la más elaborada de la escultura es el rostro, que se caracteriza por lo protuberante de la boca, la nariz, la frente y las cejas. La parte posterior de la cabeza suele ser plana, y a ambos lados de la cara suele haber dos grandes orejas de forma alargada.

En su mayoría, estas estatuas fueron labradas en toba del cono volcánico Rano Raraku, donde quedan más de cuatrocientos moái en diferentes fases de construcción.

Moais
Moáis colocados en hilera. Fuente: www.elespanol.com

Moái: La historia de las estatuas de la isla de Pascua

Los nativos de Rapa Nui desarrollaron diversas técnicas de construcción que se extendió entre el 700 d.C y el 1600 d.C Las evidencias arqueológicas indican que la cantera fue abandonada de manera repentina, quedando estatuas inconclusas. Todos los moáis fueron terminados, originalmente estaban situados sobre una plataforma o altar ceremonial, denominada ahu en idioma rapanui; pero fueron derribados por los isleños nativos en el siglo XV. Desde 1956 unos pocos de ellos han sido restaurados.

En un principio, estas estatuas llevaban también unos copetes hechos de piedra roja que mide más de diez toneladas denominados pukao, y que fue extraída del cráter de Puna Pau. Una vez tallada la escultura, el mismo se colocaba sobre las cabezas.

Moái
Moái con pukao. Fuente: imaginaisladepascua.com

En 1978, mientras se realizó la restauración del ahu Nau-Nau en la playa de Anakena, se descubrió que, en las cavidades oculares de las esculturas, habían placas de coral con las que se diseñaban los ojos de las estatuas. Estas fueron retiradas, destruidas, enterradas o arrojadas al mar, en donde también se han encontrado; lo que concuerda con la teoría de que los mismos pobladores los derribaron, quizás durante guerras tribales.

Los primeros navegantes europeos llegaron a la Isla de Pascua, a comienzos del siglo XVIII, y quedaron impresionados al ver cientos de estatuas enormes por toda la superficie de la isla.

Significado de los moáis de la Isla de Pascua

Aún no se tiene certeza del verdadero significado de los moáis, pero existen varias teorías que sugieren que las estatuas fueron talladas por los habitantes polinesios de la Isla de Pascua, entre los siglos IX y XVI. Se cree que estas esculturas fueron erigidas en representación de sus antepasados difuntos, proyectando su mana (poder sobrenatural) sobre sus descendientes.

Hay quien sostiene que eran representaciones de dioses, sin embargo, también se presume que son personificaciones de los miembros más ancianos y respetados de la comunidad que han fallecido.

Los moáis debían situarse sobre unas plataformas ceremoniales, denominadas ahu con sus rostros hacia el interior de la isla, a excepción de los siete situados en el Ahu Akivi y un moái de cuatro manos señalizando el solsticio de invierno en el Ahu Huri A Urenga. Pero, tras colocarles los ojos de coral con pupila de obsidiana o roca volcánica roja, se convertían en aringa ora (‘rostro viviente’) de un ancestro; cuyo nombre completo de las estatuas en el idioma local es aringa ora o te tupuna (‘rostros vivientes de los antepasados’).

De acuerdo a un estudio de Carl Lipo realizado por los investigadores de la Universidad Estatal de California, Matt Becker y Tanya Bronson, estas estatuas ceremoniales fueron colocadas para marcar los lugares donde se encontraba el agua potable, un recurso muy escaso en esa isla volcánica.

¿Cómo se construyeron los moais de la Isla de Pascua?

En la isla hay diseminados varios centenares de estatuas, la mayoría de ellas esculpidas en toba porosa, una roca de origen volcánico procedente de la cantera de Rano Raraku. La roca volcánica pudo cortarse con herramientas de basalto y obsidiana, dándoles su forma básica en la propia cantera. Posteriormente, fueron extraídas y enterradas parcialmente para esculpir los detalles.

En la cantera se han conservado numerosos restos de estatuas abandonadas e inconclusas; así como miles de picos de basalto con los que los escultores extrajeron los bloques de la cantera y las esculpieron.

Ladera del del cráter del volcán Rano Raraku
Los moáis están distribuidos en la ladera del del cráter del volcán Rano Raraku. Fuente: imaginaisladepascua.com

Los picos de basalto se utilizaban en combinación con agua para tallar mejor la piedra. A pesar de ello, la ausencia de herramientas de metal seguramente dificultaba el tallado de los bloques. Así, se presume que la estatua más grande de toda la isla, la célebre Paro, exigió el trabajo de entre diez o veinte hombres durante todo un año.

Aparentemente, las esculturas eran talladas de arriba hacia abajo, empezando por el rostro, y finalizando con la base, de modo que la estatua quedase anclada al suelo. Los rasgos del rostro y el resto de la cabeza se esculpían en la misma cantera, a excepción de los ojos, que se tallaban al final.

Fases de construcción de los moáis
Fases de construcción de los moáis. Fuente: imaginaisladepascua.com

¿Cómo se trasladaron los moais de la Isla de Pascua?

No se sabe exactamente cómo eran trasladados, pero es casi seguro que dicho proceso exigió el uso de trineos tirados con cuerdas o rodillos de madera transversales. Las estatuas eran cortadas por la base y se bajaba por la ladera de la cantera por medio de cuerdas. En la base se colocaba una especie de quilla, que se deslizaban por medio de una acanaladura que se surcaba en el suelo para ayudar a controlar el descenso.

Moái
Los nativos colocaban una quilla, que se deslizaban por medio de una acanaladura en el suelo para controlar el descenso. Fuente: imaginaisladepascua.com

La madera fue fundamental en el traslado de las estatuas desde la cantera hasta las plataformas ceremoniales. Las cuerdas se sujetaban a una serie de troncos de grandes dimensiones calzados en unos agujeros cavados en el borde de la cantera.

Moái
Los nativos trasladaban los moáis tirando de una cuerdas. Fuente: curiosfera-historia.com cuerdas

Esta teoría está basada en evidencias que sugieren que algunas de las estatuas fueron abandonadas durante el trayecto, toda vez que las mismas se encuentran están partidas, como si se hubiesen caído desde una posición vertical.

Cabe también suponer, que algunas estatuas fueron transportadas por mar por medio de balsas hasta el lugar elegido.

Moáis
Las estatuas fueron trasladadas desde la cantera hasta el lugar elegido. Fuente: curiosfera-historia.com

En 1982, el ingeniero checo Pavel Pavel, propone una teoría que sugiere que el traslado se realizaba balanceando el peso erguido de un un moai de unos tres metros de altura, haciéndolo parecer que la estatua podía “caminar». Según la tradición, los moai caminaban”.

Moái caminando
Según la tradición de los nativos de la Isla de Pascua, los moai “caminaban. Fuente: imaginaisladepascua.com

El geólogo Charles M. Love y su equipo de estudiantes hicieron excavaciones de tres caminos que tenían formas de “V” o “U”, los cuales sirvieron para transportar los moáis. Su anchura media 3,5 metros y en algunos tramos, las vías están flanqueadas por líneas de rocas volcánicas de un tipo conocido como pahoehoe.

En el año 2000, un equipo arqueológico estadounidense descubrió los antiguos nativos de la Isla de Pascua utilizaron máquinas complejas.

El misterio de los moáis de la Isla de Pascua

Aún existen muchas preguntas para resolver los misterios sobre los moai de la isla de Pascua.

Diseminadas en las la costa de la isla de Pascua, las enigmáticas estatuas han mantenido por siglos la mirada fija sobre el océano Pacífico y colocadas en hileras sucesivas sobre unas plataformas de piedra.

Moáis en hilera
Los moáis eran colocados en hileras sucesivas sobre unas plataformas de piedra. Fuente: es.wikipedia.org

Uno de los misterios para los arqueólogos ha sido responder preguntas sobre cómo se tallaron y enderezaron semejantes monolitos y con qué finalidad se erigieron.

¿Cuánto miden los moáis de la Isla de Pascua?

Las estatuas de la Isla de Pascua miden desde los 2 metros hasta los casi 10 metros de altura. La de mayor tamaño se conoce con el nombre de Paro y pesa 82 toneladas.

La altura media de los moai es de unos 4,5 metros, y el peso estándar mide alrededor de las 5 toneladas; sin embargo, hay más de 40 estatuas que pesan más de 10 toneladas.

No obstante, la estatua más grande, llamaba El Gigante, llegó a medir 20 metros de alto y habría alcanzado las 270 toneladas de peso de no haberse abandonado en la cantera de Rano Raraku.

Evolución de los moáis
Las estatuas de la Isla de Pascua miden desde los 2 metros hasta los casi 10 metros de altura. imaginaisladepascua.com

¿Cómo están distribuidos los moáis en la Isla de Pascua?

La mayoría de las estatuas se esculpieron con la intención de colocarlas sobre un plataforma de piedra, dispuestas a lo largo de la costa de Rapa Nui. Estas bases estaban compuestas de un núcleo de escombros revestidos con enormes bloques que medían hasta 3 metros perfectamente cortados.

De los aproximadamente novecientos moái en la Isla de Pascua, unos cuatrocientos se encuentran en la cantera de Rano Raraku, 288 vinculados a los ahu, y el resto dispersos en distintos puntos de la isla, probablemente abandonados en la ruta hacia algún ahu.

Los ojos y el pukao

En el año 1978, durante la reconstrucción del Ahu Nau Nau en Anakena, se encontraron restos de coral blanco y escoria roja; lo que indica que los ojos estaban hechos con estos materiales. Se cree que, una vez que el moai era instalado en su ahu, se le tallaban las cuencas de los ojos y, en una ceremonia ritual, se le colocaban los ojos fabricados con los materiales antes mencionados.

El último paso, consistía en colocar en lo alto de la cabeza una piedra o pukao de escoria roja, procedente de una cantera situada en Puna Pau.

Moais
Moais con pukaos del Ahu Nau Nau en Anakena. Fuente: imaginaisladepascua.com

Se han contabilizado 58 moais con un extraño tocado cilíndrico de color rojo sobre la cabeza, llamado pukao. Los mismos están hechos de escoria roja procedente de la cantera de Puna Pau, un pequeño volcán próximo a Hanga Roa. Se presume que representa el pelo amarrado en un moño y teñido de ocre, tal como era la costumbre polinésica.

Existen 31 pukaos abandonados en la cantera o exparcidos en el suelo, lo que sugiere que éstos se cayeron durante su traslado. Estos cilindros miden entre uno y dos metros de alto, por dos a tres metros de diámetro, cuyo peso oscila entre nueve y veinte toneladas. El ejemplar más grande de pukao mide 2 metros de diámetro y pesa más de 10 toneladas.

Tipos de moái

Existe varios tipos de moái, los cuales han evolucionado, según su diseño, tamaño, técnicas y materiales. Estas estatuas se pueden clasificar por altura de la siguiente manera:

El moái más grande

El moái más grande de la Isla de Pacua está situado en la cantera principal de Rano Raraku. Esta estaua gigantesca quedó sin terminar, y su tamaño es de casi 22 metros con un peso de 270 toneladas, se le conoce con el nombre de Te Tokanga (El gigante). Sus dimensiones son impensable aún para la tecnología moderna. La tradición isleña sostiene que este Moai estaba destinado al Ahu Vinapu.

Moái
Moai Te Tokanga en Rano Raraku. Fuente: imaginaisladepascua.com

En la misma cantera de Rano Raraku, las estatuas más grandes se encuentran abandonadas en la ladera montaña y han permanecido ahí durante siglos.

El moái más antiguo

Se trata del moai Tukuturi, descubierto en el año 1955 por Thor Heyerdah. Se estima que se creó en el siglo VI, 500-600 d. C.

Es una estatua que representa una figura femenina, cuyas manos están en posición de rezo. Su cuerpo está arrodillado o sentado, con la cabeza elevada al cielo ligeramente y las manos se encuentran en posición de orar.

Moái Kava-Kava

Se trata de una figura masculina tallada en madera, originalmente de toromiro. Su forma es esquelética con vientre hundido y prominentes costillas. Precisamente “Kava Kava” es el significado rapanui de la palabra costilla.

Su tronco es largo y las extremidades cortas con pies pequeños y su rostro es afilado, cuyo perfil suele acabar en una pequeña barba. Tiene orejas largas y puntiagudas y los ojos hechos de hueso y obsidiana, parecen tener un expresión de espanto.

Según la mitología de la isla esta figura representaría el aspecto de los espíritus o Aku-Aku que fueron vistos en Puna Pau por el ariki Tu’u Koihu, el primogénito de Hotu Matu’a.

Moái Papa’a

Es la versión femenina del moái Kava-Kava, con costillas poco prominentes, senos colgantes, cuyo aspecto es muy masculino, debido a que son enjutas, calvas y pequeñas barbas.

Moái Tangata

Figura masculina con rasgos y características humanas que posee un vientre prominente y la cabeza aumentada.

Moái Tangata Manu

Figura masculina con características estéticas muy similares al moái Kava-Kava aunque con una cabeza con forma de ave con un prominente pico.

¿Cuántos moái existen?

En la actualidad se tienen registrados algo más de 900 moai en la Isla de Pascua. Entre todos ellos podemos encontrar 400 ubicados en la cantera de Rano Raraku, 290 están asociados a los ahu y 210, están distribuidos en diferentes áreas.

Igualmente, existen entre 250 y 300 plataformas ceremoniales o ahú, de las cuales, 125 aún conservan su estatua.

Las estatuas están colocadas en hilera y mirando hacia el interior de la isla, en ángulo ascendente para no perturbar a los vivos, según las creencias de los nativos. 165 moai se ubican en Ahu, esparcidos alrededor de la isla formando un anillo sagrado. Otros estaban situados en Ahus más pequeños en el interior, tal como se encuentran colocados el Ahu Urenga, Hanga Kio’e, o el Huri a Urenga.

En algunos casos formaban grupos imponentes, como los 15 moais del Ahu Tongariki, cuyo peso supera las 70 toneladas cada uno. De igual manera, están dispuestas las 7 estatuas del Ahu Akivi o los 13 moai del Ahu Akahanga.

Moáis
Los moáis están dispuestos en hilera y mirando hacia el interior de la isla, en ángulo ascendente para no perturbar a los vivos, según las creencias de los nativos. Fuente: curiosfera-historia.com

¿Cuándo se descubrieron las estatuas moai?

El 5 de abril del año 1722, el navegante holandés Jacob Roggeveen desembarcó en la Isla de Pascua. Cuando los primeros europeos arribaron en el siglo XVII a la Isla de Pascua, quedaron impresionados al ver las estatuas moai dispersas en toda su superficie. Pero, 50 años después, las esculturas yacían desmoronadas en el suelo.

En la actualidad, muchas de las estatuas han sido restauradas, situándolas nuevamente sobre sus respectivas plataformas y restituyéndoles los ojos y las piedras que coronaban la cabeza.

El Capitán James Cook, en 1774 afirmó lo siguiente cuando observó las estatuas por primera vez:

Apenas podemos concebir cómo estos isleños, desprovistos de cualquier tipo de energía mecánica, pudieron enderezar semejantes estatuas y, más tarde, colocar en lo alto de sus cabezas los enormes bloques cilíndricos de piedra”.

Los moais de la isla de Pascua se esculpieron para garantizar la fertilidad

La cantera de Rano Raraku, en la Isla de Pascua, se extiende por las laderas de un antiguo volcán. De este lugar, los antiguos habitantes de Rapa Nui extrajeron la piedra para esculpir los famosos moais, las gigantescas estatuas de piedra.

La arqueóloga Anne Van Tilburg, conjuntamente, con la geoarqueóloga y especialista en suelos Sarah Sherwood, han estado estudiando las gigantescas estatuas durante treinta años.

Los resultados de esta investigación, publicados en la revista Journal of Archaeological Science, revelaron que Rano Raraku era un área agrícola productiva donde se plantaron plátano, taro y batata desde los siglos XIV al XIX.

El equipo investigador llegó a la conclusión de que los nativos de la isla creían que los moais eran los garantes de la fertilidad agrícola y que la clase dominante ordenó erigir las estatuas.

Por su parte, la geóloga, Sarah Sherwood explicó que la química del suelo mostraba altos niveles de elementos que son claves para el crecimiento de las plantas y para lograr un alto rendimiento. Asimismo, añadió que en la cantera, los movimientos de suelo y el flujo de piedras generó un sistema de retroalimentación perfecto de fertilizantes, nutrientes y agua.

Además, los nativos de la isla cultivaban una gran variedad de vegetales en la misma zona para mantener la fertilidad del suelo.

Referencias

https://es.wikipedia.org/wiki/Mo%C3%A1i

https://curiosfera-historia.com/estatuas-de-la-isla-de-pascua-moai/

https://historia.nationalgeographic.com.es/a/moais-isla-pascua-se-esculpieron-para-garantizar-fertilidad_15028

https://imaginaisladepascua.com/cultura-rapa-nui/moais/

https://cnnespanol.cnn.com/2019/01/11/isla-pascua-misterios-estatuas-chile-resueltos-investigadores/https://www.infobae.com/america/mundo/2019/12/16/revelaron-la-verdadera-razon-detras-de-las-misteriosas-estatuas-en-la-isla-de-pascua/

 

Britney Spears promueve su himno del Distanciamiento Social

Britney Spears

Britney Spears, ahora promueve su tema “Give me baby one more time”, el cual pasó a convertirse en el himno del Distanciamiento Social, en ocasión a la pandemia del COVID-19.

A lo largo de los años han surgido canciones emblemáticas que han llegado a convertirse en himnos populares, entonadas por millones de personas. Este es el caso de la canción “Give me baby one more time”, de Britney Spears, el cual se transformó en el coro de muchos en la década de los 90 y vuelve a ser tendencia en la actualidad.

Give me baby one more time”, es el tema de Britney Spears que causó furor

“Give me baby one more time”, ha sido uno de los temas más populares y sonados durante la década de los 90, interpretado por la princesa del pop, Britney Spears.

En ocasión a la celebración del  20° aniversario  de su tema “Oops!… I did It again”, la estrella juvenil de la música pop de los años 90, ha mostrado rutinas de ejercicios en sus reses sociales; asimismo, ideó una gran iniciativa que le regresó el éxito a su famosa canción. Es así como, la princesa del pop encontró una forma divertida de promover el distanciamiento social entorno al Día Mundial de la Salud, así como de estimular la prevención contra el COVID-19.

La cantante decidió modificar la letra de “Give me baby one more time” en una de sus estrofas, siendo ésta el coro de muchos fanáticos. Por otra parte, “Mi loneliness is saving me” profesa la imagen que compartió Spears mediante su cuenta en la red social Instagram, en compañía de la etiqueta #StayHome, obteniendo más de 700 mil likes y cientos de comentarios positivos.

Britney Spears a dos décadas de su éxito: “Oops!… I Did It Again”

Britney Spears celebra el 20° aniversario  de su hit “Oops!… I Did It again”, por lo cual aprovechó la oportunidad de pronunciarse en sus redes sociales, en donde envió el siguiente mensaje de agradecimiento. “¡Vaya! ¿Cómo pasaron 20 años tan rápido? No me lo puedo creer. Recuerdo que el traje rojo estaba tan loco, pero el baile fue divertido e hizo volar el rodaje”, comentó la cantante mediante su cuenta en Twitter. Al mismo tiempo, agradeció a todos sus fans por todo el apoyo que le han brindado a lo largo de su carrera.

El tema fue grabado en el año 2000, a cargo de los suecos Max Martin y Rami en el área de la producción. La canción plasma el amor como un juego, marcando a una generación entera. Además de que ha mostrado rutinas de ejercicios en sus RRSS; ahora la cantante ideó una gran iniciativa que le regresó el éxito a su famosa canción, “Give me baby one more time”. La cantante se ha mostrado muy activa en las redes sociales en los últimos días debido a la cuarentena y a la pandemia, ofreciendo su mano amiga para aquellos fanáticos que lo necesiten.

Britney Spears: La Princesa del Pop

Britney Spears
Britney Spears. Fuente: www.stilo.es

Britney Spears, también conocida como la Princesa del Pop, comenzó su carrera desde niña en producciones teatrales y adquirió fama en el programa de televisión The Mickey Mouse Club en 1992.

En 1997, lanzó su álbum debut, …Baby One More Time, y en el 2000 lanzó su segundo álbum, Oops!… I Did It Again, los cuales rompieron récords de ventas, convirtiéndose en un ícono de la música pop y en la cultura popular a finales de la década de 1990.

Britney Spears fue clasificada como la mejor artista adolescente de todos los tiempos antes de cumplir los 20 años, por lo que le fue otorgado el título de la «Princesa del Pop».

En 2001 lanzó su tercer álbum, Britney, del que se desprendió el éxito «I’m a Slave 4 U» y protagonizó en la película Crossroads. A sus 21 años, Britney recibió una estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood, en el año 2003 convirtiéndose en la cantante más joven en recibirla. Ese mismo año, lanzó su cuarto álbum, In the Zone, con los éxitos «Me Against the Music», «Toxic» y «Everytime»; así como el álbum recopilatorio, Greatest Hits: My Prerogative, y su producción de remezclas B in the Mix: The Remixes.

Britney Spears regresa a los escenarios

Britney Spears
Britney Spears. Fuente: elintransigente.com

Britney Spears estuvo temporalmente alejada de su carrera artística, tras sufrir una serie de problemas personales. Pero, en 2007 regresó con la grabación de su quinto álbum de estudio, Blackout, con los éxitos «Gimme More» y «Piece of Me». A finales de 2008, lanzó su sexto álbum de estudio, Circus, del que se desprendieron los éxitos «Womanizer» y «Circus», y en 2009, se embarcó en su gira más ambiciosa, The Circus Starring: Britney Spears.

Para el año 2011, lanzó su séptimo álbum de estudio, Femme Fatale, el que generó los éxitos «Hold It Against Me», «Till the World Ends» y «I Wanna Go», y colaboró en una remezcla del éxito «S&M» de la cantante Rihanna.

En 2013, lanzó el single «Ooh La La», tema de la película Los Pitufos 2, y promocionó el single «Work Bitch», de su octavo álbum de estudio, Britney Jean. Al mismo tiempo comenzó su primera residencia de conciertos de cuatro años, Britney: Piece of Me, realizado en el Planet Hollywood Resort & Casino de Las Vegas.

Para el año 2015, promocionó el sencillo «Pretty Girls», con la colaboración de la rapera australiana Iggy Azalea. En 2016, lanzó su noveno álbum, Glory con la promoción del single «Make Me…». A nivel mundial, Spears ha vendido más de 200 millones de discos, convirtiéndose en una de las artistas musicales con mayores ventas de la historia.

Referencias

https://oceandrive.com.ve/celebridades/give-me-baby-one-more-time-el-tema-de-britney-que-se-ha-convertido-en-el-himno-del-distanciamiento-social/

https://vailenespanol.com/give-me-baby-one-more-timeconoce-porque-este-tema-es-tendencia/

https://es.wikipedia.org/wiki/Britney_Spears